Modalidad de RC orientada a la cobertura de las indemnizaciones que el asegurado tuviera que hacer frente, como consecuencia de los daños personales o materiales causados por el uso, consumo o prestación de los servicios o productos del asegurado.