Modalidad en que un Asegurador se convierte en Asegurado de otro Asegurador, para que éste último cubra todo o parte de los riesgos asumidos directamente por él en los Contratos con sus clientes.